Aborto legal: seguirla hasta el final

El Senado argentino votó contra el derecho de las mujeres. En Barcelona fuimos parte de la Marea Verde mundial.
Ya con los primeros rayos de sol asomando sobre el mar, escuchábamos mediante el celular el lamentable resultado de la votación, 38 votos en contra y 31 a favor. Meses de debate, movilización y organización impusieron una votación favorable en Diputados, pero fue revertida en Senadores, la cámara parlamentaria más retrógrada del país. Los dinosaurios decidieron priorizar sus vínculos con la Iglesia y seguir dejando librada a su suerte la vida de miles de mujeres que se hacen abortos clandestinos, de las cuales cientos de ellas mueren.

Pañuelazo en La Rambla

Fue una decisión reaccionaria y oscurantista para sostener una ley dictada hace un siglo. Aunque sabíamos que era difícil ganar, tomamos el resultado con bronca y, porque no decirlo, con algunas lágrimas. Sin embargo, el camino recorrido y la Marea Verde que crece en todo el mundo hará que más temprano que tarde el aborto sea ley. Reaccionarios y fachos no saben en la que se metieron, se la vamos a seguir.
Al calor del reclamo de nuestras hermanas argentinas nació Marea Verde Barcelona. Se trata de un colectivo de mujeres que lucha por la legalización del aborto, que también integramos las compañeras de Juntas y a la Izquierda – Estado español.

La primera acción que realizamos fue un pañuelazo en el Consulado el 13-J, convocado por la Comisión Santiago Maldonado y Marea Verde Barcelona. Luego hicimos una vigilia, vimos el debate y la votación de los diputados en un bar. Fueron acciones importantes, pero limitadas en relación a la fuerza y amplitud del movimiento feminista.
Posteriormente, debatiendo abierta y democráticamente entre todas qué hacer y cómo, creció la participación y la movida se fortaleció. Se fue llenando de las ideas y el color de distintas expresiones. Por eso, tomó trascendencia en los medios de comunicación y en las redes sociales, contando con la solidaridad de colectivos
feministas catalanes y de distintas expresiones políticas y sociales locales.

Concentración frente al Consulado

El 1A (día que las comisiones del Senado votaban los proyectos que llevarían al recinto el 8A) realizamos un exitoso pañuelazo en La Rambla, un paseo emblemático de Barcelona. Fue encabezado por un enorme pañuelo que hicimos entre todas. La acción fue tan combativa y vistosa que motivó el apoyo de vecinos y turistas, también fue reflejado periodísticamente. Al grito de Aborto Legal en el Hospital cientos de mujeres y varones que se fueron sumando, culminamos el recorrido en el Monumento a Colón, expresando que ni la tierra ni los cuerpos tienen dueño. Nos preparamos para la votación convocando a un twittazo internacional con #UnGritoGlobal y #QueSeaLey, para el cual editamos un vídeo.

El 8A nos concentramos en el Consulado, éramos muchísimas y no pasó desapercibido por la ubicación en Passeig de Gracia. Con carteles, bombos, cánticos y por sobre todas las cosas nuestros pañuelos verdes y abanicos del mismo color realizados por una compañera, hicimos sentir nuestro apoyo.  Sabíamos, percibíamos que daba para más. Por eso, entre todas habíamos planificado una acción más: concentrarnos en el centro del poder político, frente a la Generalitat y el Ayuntamiento, en Plaça Sant Jaume.

Al caer la tarde la plaza emblemática de Catalunya, se transformó en un océano verde. Miles de mujeres, argentinas, catalanas, brasileras, españolas nos encontramos para dejar bien en claro que no vamos a dejar de luchar hasta que sea ley. En particular queremos destacar el apoyo recibido de Arran L’Hospitalet y de Feminisme Revolucionari, el pronunciamiento de la CUP y de otras organizaciones sociales y políticas. También el apoyo de combativas feministas independientes que nos acompañaron.

Ni por un momento nos olvidamos de dos enemigos fundamentales de los derechos de las mujeres: el patriarcado y la Iglesia Católica. Por eso, nos fuimos marchando a la Catedral, para expresarle a esa institución retrógrada que queremos plena libertad para decidir sobre nuestros cuerpos y que vamos por la separación de la Iglesia del Estado.

Vídeo manifestación en Plaça Sant Jaume.

Con la rabia entre los dientes y queriendo que el poroteo que llegaba desde Argentina se pudiera revertir, nos fuimos a seguir la vigilia a L’Anonima. Llegada la madrugada queríamos seguir hasta el final, por eso terminamos de escuchar la sesión en la playa, al abrigo del sol.

Lamentablemente, mientras llegaba la mañana la vicepresidenta-dinosaurio Gabriela Michetti confirmó que los reaccionarios mantenían al país con una ley de 1921. Fue un triunfo pírrico, porque no nos han derrotado, se la vamos a seguir hasta el final, el aborto ya no volverá a ser un tema tabú, nunca más. Ganaron una votación, pero perdieron a la sociedad y la consideración del progresismo internacional.

La sociedad sabe que esta barbaridad se lleva la vida de cientos de mujeres, en su mayoría pobres. Más temprano que tarde, el derecho a decidir sobre nuestros cuerpos será ley.
Sin lugar a dudas se ratifica la masividad y combatividad de la nueva ola feminista internacional. Con el mundo mirando a Argentina con acciones que sea realizaron desde Chile hasta Japón.

Frente a la Catedral

La cuarta ola feminista mundial llegó para barrer con las viejas estructuras. Por eso, ahora redoblamos la apuesta. Desde Juntas, nos sumaremos a la campaña internacional que proponen nuestras hermanas de Argentina. Impulsaremos una consulta popular vinculante por aborto legal y la separación de la Iglesia del Estado. Como declaró nuestra compañera Vilma Ripoll: “La ley de aborto no se puede volver a tratar hasta 2019 y la actual composición parlamentaria sigue hasta 2020, por lo cual la consulta popular es la única vía concreta para seguir la lucha por el aborto legal. La consulta la debe convocar Diputados, se haría de dos a cuatro meses luego de aprobada y se vota por sí o no a la ley de aborto. Si se aprueba, automáticamente es ley.”

Desde Juntas y a la Izquierda – Estado español fuimos parte activa de esta enorme movida en Barcelona. Nos sentimos orgullosas de haber impulsado las actividades como parte de la Campaña Internacional realizada por Anticapitalistas en Red – IV Internacional y SOL (Socialismo y Libertad).  Sentimos un enorme orgullo que nuestras organizaciones hermanas de Argentina, Juntas y el MST (Movimiento Socialista de los Trabajadores) hayan estado en la primera línea de esta pelea. Como se reflejó en una parte de las fotos tomadas por el diario El País.

Te invitamos a conocernos, reunirte y organizarte con nosotrxs y, fundamentalmente a seguir dando la pelea, hasta que el patriarcado y el capitalismo caigan juntos.

 

Flor Virján y Flor Sánchez.
Juntas y a la Izquierda – Estado español

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *